Muchas veces me encuentro con mujeres que me preguntan cómo cuidar el pelo afro por la noche para protegerlo y mantenerlo en óptimas condiciones, así que en el post de hoy te doy algunos consejos.

Aviso: estos consejos te sirven tanto si tienes el pelo afro como si no, así que presta atención, que te lo explico.

¿Cómo cuidar del pelo afro por la noche?

Si me sigues desde hace tiempo, y si no te lo cuento ahora, sabes que yo llevo el pelo suelto en contadas ocasiones. Por motivos prácticos, para mí es mucho más sencillo llevar el pelo recogido, cosa que facilita mi rutina a la hora de meterme en la cama. Aún así, el día que me suelto el pelo, también me lo recojo a la hora de dormir. Por tarde que llegue a casa, por cansada que esté, por pereza que me dé, siempre me recojo el pelo.

Igual que, cuando he salido por la noche y aunque llegue cansada me desmaquillo porque eso forma parte del cuidado de mi piel, recogerme el pelo para dormir forma parte de mi rutina de cuidado del cabello. Si me metiera en la cama maquillada, cosa nefasta para la piel y tú lo sabes aunque lo hagas (que no deberías), a la mañana siguiente me levantaría con la cara muy sucia y con los ojos pegados por la máscara de pestañas. Además, a la larga, mi piel se deterioraría, al no limpiarla.

Dormir sin recogerme el cabello, seguramente -digo seguramente porque no lo he hecho- sería garantía de levantarme al día siguiente con el pelo enredado, reseco y más encrespado de lo que ya es. Como no quiero eso, recojo mi pelo por la noche, y eso es de lo que te voy a hablar hoy.

 

Cómo recoger el cabello

A continuación quiero ofrecerte algunas alternativas para recoger tu cabello por la noche. Nada de esto son verdades absolutas, amiga; así que te va a tocar ponerte en modo ensayo-error para que puedas determinar cuál de estos métodos para recoger el cabello es el más apropiado para ti en función de las características de tu cabello, de tu rutina de cuidados y de tu estilo de vida. Aún así, espero que alguna de las opciones que te ofrezco te encaje.

 

African Threading

Ya te he dicho antes que yo suelo recogerme el cabello, así que siempre suelo llevar flat twist o algún estilo de african threading -peinado con hilos-, por lo tanto la parte de recogerme el pelo yo ya la tengo hecha. Los días que me suelto el pelo y llego a casa, una de las formas de recogérmelo que uso es hacerme un peinado con hilos. No suele ser nada demasiado elaborado: parto mi cabello en cuatro secciones y las recojo, pensando en que solo es para dormir. Al día siguiente, ya con más ganas, me hago un peinado con hilos algo más elaborado y que me aguante varios días. Si no estoy demasiado cansada, entonces sí: me hago un recogido con hilos algo más meticuloso, y así ya lo tengo hecho y ya me quedo peinada.

Supongo que ya lo sabes, pero te lo recuerdo: no me recojo el pelo en seco. Lo humedezco con algo de agua y aprovecho para hidratarlo de nuevo con un acondicionador sin aclarado (leave-in), y por encima sello la hidratación con un poquito de aceite de argán.

Si no estoy demasiado cansada porque no es demasiado tarde, en vez de hidratarlo sin más, prepara mi cabello y me hago el efecto invernadero, técnica que compartí cuando expliqué cómo cuido de mi cabello un día cualquiera. Creo, no obstante, que el efecto invernadero merece un post propio.

Ventajas del african threading:

  • Es de los recogidos más rápidos de hacer en pelo afro, a menos que te apetezca hacer algo más elaborado.
  • Si te gusta llevar el pelo recogido, como a mí, el african threading ya te sirve para mantenerte peinada varios días, o hasta la próxima sesión de lavado del cabello.
  • Ideal para cabellos tipo 4 (sobre todo 4C, como el de una servidora).

Inconvenientes del african threading:

  • Si no estás a invertir mucho tiempo en tu pelo, te va a dar pereza.
  • Se pierde el patrón de rizo. Si te gustan los rizos definidos, esta técnica no es para ti.

 

Banding

Otra de las técnicas que uso para recogerme el pelo es el banding. Con esta forma de recoger el pelo lo que hago es partir me melena en cuatro partes (siempre cuatro, a diferencia del african threading), coger cada una de las particiones y poner gomas del pelo a lo largo del mechón para mantenerlo estirado y que no se enrede. Yo me hago cuatro particiones, porque así es más rápido, pero tú puedes hacer las que necesites, evidentemente. Yo lo uso cuando he llevado el pelo suelto, llego tarde y cansada a casa y no me apetece hacerme un recogido elaborado. También lo uso si decido que el día siguiente voy a volver a llevar el pelo suelto o, como mucho, en un afro puff.

Para hacerme el banding, hago cuatro particiones en mi cabello. Humedezco un poco cada sección, ya que por lo general el cabello está reseco de haberlo llevado todo el día. Cojo varias gomas del pelo -por la longitud de mi cabello, tres- y me pongo una en la raíz, como para hacer una coleta; otra en la mitad del mechón y otra en la punta.

Ventajas del banding:

  • Es rápido: en unos cinco minutos lo tienes hecho.
  • Es sencillo: no necesitas saber ninguna técnica, como con los twist o los cornrows.
  • Mantiene el cabello estirado y desenredado.

Inconvenientes del banding:

  • Al día siguiente, sí o sí, vas a tener que peinarte, a menos que te animes a salir a la calle con el pelo así. A mis hijas sí les he hecho banding alguna vez con gomas de colores, y queda divertido; pero entonces ya no se trata de hacer solo cuatro particiones, sino más; entonces ya no es tan rápido.
  • Se pierde el patrón de rizo, como con el african threading, porque mantiene el cabello estirado.

 

La Piña

Otra forma de recoger tu pelo si tiendes a llevarlo suelto es hacerte la piña. La piña consiste en recoger tu cabello en la parte de arriba de tu cabeza para mantener tu estilo out (twist out, raid out), si lo tienes lo suficientemente largo. De todas formas, piensa que la piña no es para todo el mundo. Si no te gusta la piña o no es para ti, hay otras opciones.

Ventajas de la piña:

  • Es rápido: recoges tu pelo en la parte de arriba de tu cabeza y listo.
  • Mantiene el patrón de rizo de tu cabello.
  • Ideal si estás acostumbrada a llevar tu pelo suelto, porque al día siguiente, es fácil arreglar tu pelo.
  • Ideal para rizos abiertos y definidos, 3A y 3B.

Inconvenientes de la piña:

  • Si estás acostumbrada a recogerte el pelo, la piña no es para ti.

 

Trenzas de dos y tres cabos

Nada más fácil que esto, amiga. Si tu pelo está muy largo, puede que con dos trenzas de tres cabos o de dos cabos o twists, tengas más que suficiente. O, tal vez, tengas que hacerte tres o cuatro. En cualquier caso, hacer entre dos y cuatro trenzas de dos cabos para dormir es muy fácil.

Si tu pelo es más corto, pues puedes hacerte más. Simplemente, coge cada uno de tus mechones, pártelo en dos y ve enrollándolos entre sí desde la raíz hasta las puntas. Si te decantas por las trenzas de tres cabos -la trenza de siempre-, ya sabes cómo se hacen así que no es necesario que te lo explique. Te haces entre dos y cuatro trenzas y ya estás preparada para ir a dormir. Listo.

Si en el momento de hacerte los twist, decides hidratar tu pelo, humedécelo con agua y aplica tu acondicionador sin aclarado favorito y, si quieres, sella por encima con algún aceite vegetal ligero. Los twist, en mi opinión, son perfectos para conservar patrones de rizo abiertos (rizos de tipo 3), que suelan llevar la melena suelta habitualmente.

Por la mañana, te será muy fácil volver a tu peinado habitual, a tu melena suelta. Deshaz las trenzas, humedece un poco tu cabello con agua, pon un poco de acondicionador sin aclarado y sella con aceite, si te gusta y a tu pelo le sienta bien. Con eso ya estarás lista para salir a la calle.

 

Cubrir el cabello

Aquí tienes la clave del cuidado del cabello por la noche. Cubrir el cabello. Cubrir el cabello siempre con un pañuelo o un gorro de seda o satén garantiza que mantendrás tu cabello hidratado. ¿Esto por qué es? Esto es porque la mayoría de fundas de almohadas suelen ser de algodón, que es un tejido que absorbe la humedad de tu cabello.

Así que, si por un lado, a última hora de la noche, le has dado un chute de hidratación a tu cabello, si luego te vas a dormir y no cubres tu cabello con seda o satén, el algodón de la funda de tu almohada se va a llevar toda la hidratación que le pusiste a tu pelo, y entonces no habrá servido de nada.

Cómo cuidar el pelo afro por la noche.

 

¿Gorro o pañuelo?

Por otro lado si no cubres tu cabello y encima duermes sobre una funda de algodón, la fricción constante de tu pelo en el tejido hará que tu cabello, como te he dicho, se seque y eso provocará mayor riesgo de rotura de tu cabello. Así que usa tu gorrito o tu pañuelo de satén para cuidar tu pelo.

Puedes hacer con un gorrito de satén o seda comprándolo por internet. Los que aparecen en este vídeo son los de mis hijas y los compré en Peinando Nubes. Si eres mañosa y sabes de corte y confección, puedes comprar la tela que a ti te guste y hacerte tu propio gorrito.

Si en vez de gorrito prefieres pañuelo de seda o satén, lo tienes muy fácil. Puedes acercarte a cualquier tienda de tejidos y comprar una pieza de tela de satén (hay de diferentes precios, así que tú eliges), coserle los bordes… et voilà! Ya tendrás tu pañuelo para dormir. Puedes comprarlo cuadrado (de 50×50 cm o de 60×60. Más que suficiente). Si lo quieres rectangular, el que aparece en este vídeo mide más o menos 60×180. Es bastante grande. Con menos tela también tendrás suficiente, seguramente.

 

¿Y si no quiero cubrir mi cabello?

Hay mujeres que me dicen que no les gusta taparse el pelo. No tienen costumbre y no están cómodas durmiendo con algo en la cabeza. Otras comentan que, fruto de la presión que ejerce el gorrito o el pañuelo (no lo aprietes demasiado, por supuesto), se despiertan al día siguiente con dolor de cabeza.

Si tú te encuentras en alguno de estos supuestos, amiga, te propongo una solución alternativa: comprar fundas de almohada de satén. Sí. Si no estás cómoda y no quieres cubrirte la cabeza -nada de lo que te digo aquí es obligatorio, ya lo sabes-, una opción es ésta. Hay tiendas online en las que venden fundas de almohadas de este tejido. Recuerda lo que te expliqué sobre el algodón: si la funda de tu almohada es de este material se está llevando la humedad de tu cabello. En cambio con una funda de satén no te pasará.

Otra opción, como siempre, es el Do It Yourself. O sea, que lo hagas tú misma. Si tienes habilidades y máquina de coser, cómprate las telas que más te gusten y haz tus propias fundas de almohadas de satén.

Ah, una cosa más: alguna vez que he comentado el tema, ha habido mujeres que me han dicho que sus parejas no las aceptarían si las vieran meterse en cama con un pañuelo o un gorrito. A este respecto solo quiero decir que tu cabello y lo que tú haces con él forman parte del resto de tu cuerpo, y tú decides qué haces con él. Sé que, en ocasiones, nos encontramos ante los hombres en situaciones en la que creemos que no podemos elegir o decidir, y es muy complicado decir esto, pero me gustaría que tuvieras claro que nadie que no seas tú tiene que decidir sobre tu cuerpo.

 

Para terminar

Hemos llegado al final de esta mini-guía, que espero que te haya servido para saber cómo cuidar el pelo afro por la noche y para entender que también es importante y por qué. Aún así, te resumo cuatro claves importantes:

  • Cuidar el cabello por la noche forma parte de un programa completo de cuidados del cabello
  • La rutina nocturna de cuidado del pelo afro te ayuda a disminuir los enredos, el encrespamiento y la rotura
  • Es importante recoger el cabello por la noche. Tienes infinidad de posibilidades: african threading, banding, twists, trenzas, piña..
  • Cubre tu cabello con satén o seda para librar tu pelo de la fricción contra la almohada.

Si no tienes por costumbre cubrir ni recogerte el pelo, prueba a hacerlo durante una temporada. Notarás la diferencia y verás que funciona. ¿Por qué lo sé? Porque es algo que he recomendado a muchas mujeres, blancas y no blancas, y las que lo han llevado a cabo han notado una gran diferencia.

Ahora es el momento de que nos cuentes. ¿Sabías cómo cuidar el pelo afro por la noche? Si lo sabías, ¿lo haces?

Recuerda que compartir es vivir, así que comparte este artículo para que más gente sepa cómo cuidar el pelo afro por la noche, tanto el suyo, como el de las personas con pelo afro a las que cuiden.

Desirée Bela-Lobedde
Desirée Bela-Lobedde
Soy una mujer en la treintena, afrodescendiente, y nacida en Barcelona. Desde este blog pretendo ofrecer recursos para cuidar de la imagen personal, fundamentalmente sobre piel y cabello afro natural. También pretendo desmitificar la visión sesgada y negativa que se tiene sobre África compartiendo las crónicas a los eventos a los que asisto, relacionados con la cultura y la sociedad africanas.
  • Veronica Winthrop-Sebring

    Buena informacion para el cuidado de nuestro cabello natural

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR